Ir al contenido principal

Un Carpintero Me Visito


No hace mucho tiempo, dos hermanos que vivían en granjas contiguas, tuvieron un conflicto. Éste era el primer problema que tuvieron después de 40 años de cultivar las tierras hombro a hombro, compartir el duro trabajo y de intercambiar cosechas y bienes en forma continua.
Esta larga y beneficiosa colaboración terminó repentinamente. Comenzó con un pequeño malentendido que fue creciendo hasta llegar a abrir una tremenda brecha entre ellos, que explotó en un intercambio de palabras amargas seguido de semanas de silencio.
Una mañana alguien llamó a la puerta de Luis. Al abrir, encontró a un hombre con herramientas de carpintero. "Estoy buscando trabajo", dijo el extraño, "quizás usted requiera algunas pequeñas reparaciones aquí en su granja y yo pueda serle de ayuda".
"Sí", dijo el mayor de los hermanos, tengo un trabajo para usted. Mire, al otro lado del arroyo, en aquella granja, ahí vive mi vecino, es mi hermano menor. La semana pasada había una hermosa pradera entre nosotros y él tomó su bulldozer y desvió el cauce del arroyo para que quedara entre nosotros.
Bueno, él pudo haber hecho esto para enfurecerme, pero le voy a hacer una mejor. ¿Ve usted aquella pila de desechos de madera junto al granero? Quiero que construya una cerca, de dos metros de alto, para no verlo nunca más.
El carpintero le dijo: Creo que comprendo la situación. Muéstreme dónde están la madera, los clavos y las herramientas y le entregaré un trabajo que lo dejará satisfecho. El hermano mayor ayudó al carpintero a reunir todos los materiales y dejó la granja por el resto del día para ir a comprar provisiones al pueblo.
El carpintero trabajó duro todo el día midiendo, cortando, clavando. Cerca del atardecer, cuando el granjero regresó, el carpintero había terminado con su trabajo. El granjero quedó, perplejo con lo que vio. No había ninguna cerca de dos metros; en su lugar había un puente. Un puente que unía las dos granjas a través del arroyo. Era una verdadera obra de arte.
En ese momento, su hermano menor, vino desde su granja, cruzando el puente, abrazó a su hermano, con los ojos llenos de lágrimas, le dijo: Eres un gran hombre, por construir este hermoso puente después de lo que te he hecho, gracias y perdóname.
En silencio el carpintero guardó las herramientas y se dispuso a marchar, cuando Luis, el hermano que le había contratado grito: ¡No te vayas espera!, quédate, tengo muchos proyectos para ti.
-Me gustaría quedarme dijo el carpintero, pero tengo muchos puentes por construir.
“Dios y el hombre estaban separados por un abismo, pero como el carpintero, Jesucristo en la cruz se ofreció como puente. Tú no tienes que hacer nada, el puente ya está ahí. Crúzalo y podrás recibir el abrazo restaurador de Dios”.

Dios te Bendiga mucho!!

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Tu Eres Importante

Salmos 139Omnipresencia y Omnisciencia de Dios 1Oh Jehová, tú me has examinado y conocido.2  Tú has conocido mi sentarme y mi levantarme; Has entendido desde lejos mis pensamientos. 3  Has escudriñado mi andar y mi reposo, Y todos mis caminos te son conocidos. 4  Pues aún no está la palabra en mi lengua, Y he aquí, oh Jehová, tú la sabes toda. 5  Detrás y delante me rodeaste, Y sobre mí pusiste tu mano. 6  Tal conocimiento es demasiado maravilloso para mí; Alto es, no lo puedo comprender. 7  ¿A dónde me iré de tu Espíritu? ¿Y a dónde huiré de tu presencia? 8  Si subiere a los cielos, allí estás tú; Y si en el Seol hiciere mi estrado, he aquí, allí tú estás.

El Ego, Un Enemigo Mortal

Cuando viene la soberbia, viene también la deshonra; Mas con los humildes está la sabiduría. Proverbios 11:2
El orgullo del hombre lo humillará, pero el de espíritu humilde obtendrá honores. Proverbios 29:23
Definitivamente cada uno de nosotros tenemos un gran valor y este valor es la Sangre de Cristo, por ello tenemos que tener un buen concepto de nosotros mismos, pero ese buen concepto debe ir acompañado de humildad. No es bueno que nos despreciemos, pero tampoco es bueno tener una valoración excesiva de uno mismo o en pocas palabras “ego”. Una persona con ego es una persona que en su vocabulario solo existe el “yo” y que cree que no hay nadie mejor que el. Es Evidente que las personas que se dejan llevar por el ego fracasan. En el caminar cristiano el ego no ayuda en nada y lejos de ayudar es un obstáculo mas que saltar, el cristianismo se trata de humildad, de reconocer sus buenas capacidades pero también sus defectos. Y el hecho de conocer nuestras limitantes nos hace tratar de buscar …

¿Cual es tu Prioridad en La Vida?

Dios nos ayude a poner orden en nuestras vidas y priorizar las cosas que son importantes. la biblia dice Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas. Mateo 6:33 lo que nos indica cual es debe ser nuestra prioridad y luego todo lo demás  se añadirá, si Dios es lo primordial todo lo demás estará bien. Las prioridades en nuestra vida deben de ir en el siguiente orden: 1. DIOS:Mateo 22:37-38—”Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente” —le respondió Jesús— Éste es el primero y el más importante de los mandamientos. 2. Familia: Mateo 22:39 El segundo se parece a éste: “Ama a tu prójimo como a ti mismo.  Efesios 6:1-3  Hijos, obedeced en el Señor a vuestros padres, porque esto es justo. Honra a tu padre y a tu madre, que es el primer mandamiento con promesa; para que te vaya bien, y seas de larga vida sobre la tierra. 3. Ministerio: 1 Timoteo 1:12 Doy gracias al que me fortaleció, a Cristo Jesús nuestro Señor, po…